Felicidades, acabas de comprar tu primer Wader Simms de GORE-TEX® y  tus días de pesca están a punto de cambiar para siempre. La tecnología de los Wader Simms te garantizan un Wader sin par. Gracias a la tecnología de GORE-TEX®, estos Waders tienen mayor resistencia, y duran muchos años sin degradarse.

A la hora de usar un Wader, en especial uno de Simms, lógicamente uno quiere cuidarlo lo mas posible y extender su vida útil al máximo. Los Wader de Simms son Waders que están pensados y probados   para usarse por varios, varios años. Es mas, nosotros conservamos todavía los primeros Waders de GORE-TEX®, y todavía sirven para unas cuantas pescas mas.

Cuidar del Wader no es una tarea complicada, y solo requiere de unos minutos de tu tiempo.

El primer consejo que les podemos dar es Secar el Wader correctamente. Secarlo es vital para prolongar la vida del mismo y evitar los hongos que se forman con la humedad. Hay que tratar de secarlos al menos interiormente luego de cada uso. Lo que recomendamos es comenzar por el lado interno del Wader, darlo vuelta y dejarlo secar colgado hasta que quede completamente seco. Si no podemos darlos vuelta con colgarlos bien abiertos los waders de Gore-Tex se secan igual, salvo las medias que pueden quedar húmedas. Es vital no dejar al Wader cerca de ninguna fuente de calor intensa como estufas o fuegos. Al darlos vuelta lo mas importante es dar vuelta las medias con suavidad para no comprometer la union de estas con el resto del wader. Una vez secado el interior, pueden secar el resto del Wader. Nunca secarlo con el Sol por largo tiempo, en lo posible no dejarlos en un punto fijo al sol.

Los Waders pueden lavarse a máquina (en lavadoras de carga frontal únicamente) o a mano ( lo mas recomendable) usando agua fría y detergentes suaves  sin lavandina. Una vez lavados, secarlos de la forma indicada en el anterior consejo. Nunca secarlos  en una  secadora, ya que el calor intenso de las mismas afecta el sellado térmico del Wader.

Uno de los principales puntos que uno tiene que tomar en cuenta, es el calce del Wader. La razón por la que Simms ofrece una variada oferta de talles, se debe a que es importante elegir un talle que te quede bien. Elegir un Wader mas grande o mas chico, solo ayuda a acortar su expectativa de vida útil. Recordá siempre tener un poco de espacio para movimiento y abrigo. si nos sobra demasiado el wader las partes que se tocan en exceso se raspan y gastan prematuramente además de incomodar un caminar fluido.

Durante los viajes de pesca, además del secado normal que uno le da todas las noches (no dejar secando al Sol), es bueno recordar que se recomienda evitar guardarlo en vehículos expuestos al sol,  ya que el calor que se genera dentro de un vehículo al sol puede afectar también el sellado. Otro consejo que podemos darles, es de usar alguna alfombra o tela gruesa para ponerse y sacarse el Wader evitando apoyar directamente las medias de neoprene sobre posibles objetos puntiagudos o cortantes.. Esto es para evitar que la media levante piedras y basura, las cuales, una vez en la bota, pueden perforar el Neoprene. Es importante que al ponerte y sacarte el Wader, evites tirar  en exceso de las costuras del mismo.

Un consejo del que no podemos olvidarnos nunca de decir, es el de usar ropa de bajo nivel abrasivo. Pantalones de trabajo duros, o Jeans  con tachas o remaches metálicos son en extremo peligrosos para un Wader lo mismo que llaveros y hebillas de cinturones metálicas filosas. Los pantalones tipo jeans  para sumar puntos en contra no transfieren la humedad con facilidad (por lo que la transpiración se queda pegada al cuerpo enfriándonos en climas rigurosos). Lo ideal es siempre usar pantalones largos de abrigo como los de polar sintético. El agua en muchos de nuestros ríos está en temperaturas por debajo de los 15°C, por lo que tener un pantalón térmico ayuda a mantener la temperatura, y tiene la habilidad de mantener la humedad lejos de la piel permitiendo que pase a la membrana de Gore-Tex y de allí migre al exterior del wader.

Si tu Wader se mancha, pero no querés lavarlo de forma tradicional, podés usar un removedor de manchas, siempre y cuando no tengan Lavandina como ingrediente.

Uno de los problemas que tarde o temprano todos vamos a cruzar, se da con las Pinchaduras. Es casi inevitable, ya sea por habernos metido por donde no debíamos, o por un accidente con una mosca o una rama aguda  que no vimos. Lo cierto es que en algún momento, vamos a tener que reparar nuestro Wader de Simms. Por suerte, arreglar el Wader es una tarea sencilla, y existe la herramienta perfecta para el trabajo.

Lo primero que uno tiene que hacer, es identificar la filtración. Esto es un trabajo dentro de todo sencillo. Una vez que el Wader esté seco, lo damos vuelta, y con la parte interna hacia afuera, rociamos alcohol etílico medicinal sobre la misma. El alcohol va a marcar con aureolas oscuras todos los puntos donde haya pinchaduras y el alcohol pase al otro lado. Una vez identificadas, solo hay que poner una capa delgada de Aquaseal sobre la Pinchadura, y dejar secar entre 8 y 12 horas.

En el caso de tener un corte, el proceso es similar, aunque se va a tener que usar un Parche especial, el cual viene incluido en los Wader Repair Kit de Simms.

Seguí estos consejos, y vas a tener tu Wader GORE-TEX® de SIMMS por muchos, muchos años.

Si necesitás ayuda para elegir tu nuevo Wader, no dudes en consultar nuestra guía sobre cómo elegir el Wader que necesitás.